Muchos son los factores que pueden interferir en el peso ideal niños y para comenzar se encuentran los propios genes de los padres.

Los genes que le heredan a tu hijo son el factor más importante que determina qué tan alto llegará y qué tan pesado será.

Por supuesto, existen otros factores que hacen que modifique tu crecimiento como lo son:

  • Durante las gestación: Si tu bebé nació después de su fecha probable de parto, es posible que sea un bebé más grande que el promedio, por el contrario, si nació prematuramente, probablemente será más pequeño.
  • Las condiciones de salud durante el embarazo: Si durante tu embarazo fumabas y no comías adecuadamente, lo más probable es que tu bebé nazca más pequeño que el promedio. O bien, si aumentaste mucho de peso durante el embarazo o presentante diabetes gestacional, es más probable que tu bebé nazca más grande.
  • Género: Es común que al nacer las niñas sean un poco más pequeñas tanto en peso como en tamaño que los niños.

Pesos y estatura del bebé, niño y niña

Otros factores que pueden ser parte de que un bebé sea más pequeño o más grande en tamaño y peso son:

a) Un bebé amamantado o alimentado con fórmula

En su primer año, los bebés amamantados aumentarán de peso más lentamente que los bebés alimentados con fórmula, quienes aumentarán de peso más rápidamente después de aproximadamente los 3 meses de edad.

Los bebés amamantados durante los primeros meses suelen crecer más rápidamente.

Esta situación se normaliza y llegan a pesar aproximadamente lo mismo cuando llegan a los 2 años, ya sea para los bebés amamantados y / o alimentados con fórmula.

Si necesitas más información, puedes visitar https://alula.mx/

b) Hormonas

Si tu hijo tiene un desequilibrio hormonal como niveles bajos de hormona del crecimiento o un nivel bajo de tiroides, podría ralentizar tu crecimiento.

c) Medicamentos

Ciertos medicamentos pueden retardar el crecimiento.

Los peligros de automedicar al niño

d) Problemas de salud

Si tu hijo tiene una enfermedad crónica (como cáncer, enfermedad renal o fibrosis quística) o cualquier trastorno que afecte su capacidad para comer o absorber nutrientes (como problemas gastrointestinales), es posible que su crecimiento se ralentice.

Si tu bebé presenta algún problema, consulta fuentes oficiales de tu país, como el IMSS y sus estudios.

e) Condiciones genéticas

Si bien, el bebé presentará una composición genética general como por ejemplo, si ambos papás son altos, lo más probable que el bebé también lo sea.

Sin embargo, existen ciertas afecciones genéticas que podrían afectar su crecimiento como lo sería el síndrome de Down, el síndrome de Noonan o el síndrome de Turner.

f) Dormir

Los bebés crecen después de dormir, por lo que si tu bebé duerme bien, ¡también puede crecer bien!

¿Qué significan los percentiles de la tabla de crecimiento?

Las tablas de crecimiento proporcionan una idea general de cómo está creciendo tu hijo. Usan percentiles para comparar el crecimiento de tu bebé con el de otros bebés de la misma edad y sexo.

El pediatra suele utilizar diferentes tablas de crecimiento según la edad del niño.

Sin embargo, durante cada consulta periódica que realices siempre estará monitoreando que tu pequeño crezca de forma regular.

Si tienes alguna duda, consúltalo con él y disfruta en todo momento de cómo tu pequeño va creciendo día a día.

Fuente audiovisual: Fundación Carlos Slim | YouTube